COMUNICADO DE PRENSA

 

No. 38/10

 

CIDH CULMINA SU 138º PERÍODO DE SESIONES

 

Washington, D.C., 26 de marzo de 2010 - La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de la Organización de Estados Americanos (OEA) celebró su 138º período ordinario de sesiones del 15 al 26 de marzo de 2010. La CIDH está integrada por Felipe González, Presidente; Paulo Sérgio Pinheiro, Primer Vicepresidente; Dinah Shelton, Segunda Vicepresidente, las Comisionadas Luz Patricia Mejía y María Silvia Guillén, y los Comisionados José de Jesús Orozco y Rodrigo Escobar. El Secretario Ejecutivo es Santiago A. Canton.

 

Respecto de Honduras, la Comisión continúa recibiendo información sobre casos de asesinato, secuestro, tortura, violaciones sexuales, allanamientos ilegales de domicilio y amenazas contra personas activas en la resistencia contra el golpe de Estado de junio de 2009 y sus familiares, así como contra periodistas que informan sobre actividades de la resistencia, incluyendo beneficiarios de medidas cautelares. La Comisión expresa su profunda preocupación por estas denuncias, reitera que Honduras debe adoptar medidas urgentes para garantizar los derechos humanos e insta al Estado a implementar las medidas cautelares vigentes. La CIDH solicitó la anuencia de las autoridades para realizar una visita de seguimiento a su informe Derechos Humanos y Golpe de Estado, publicado el 20 de enero de 2010.

 

Durante su 138º Período de Sesiones, la CIDH analizó el impacto de la publicación de su Informe Democracia y Derechos Humanos en Venezuela y envió una carta al Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA). En dicha misiva, la Comisión Interamericana rechaza los ataques personales, denigrantes y sin fundamento, así como las expresiones dirigidas a desacreditar y debilitar a la CIDH, realizados por representantes del Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela. Asimismo, la nueva composición de la CIDH, integrada por cuatro miembros que asumieron el 1 de enero de 2010, expresó su respaldo al Informe sobre Venezuela, aprobado por la CIDH en su composición anterior, el 30 de diciembre de 2009. La Comisión renovó en la carta su voto de confianza a la gestión del Relator para Venezuela, Paulo Sérgio Pinheiro; el Secretario Ejecutivo, Santiago Canton; y la Relatora Especial para la Libertad de Expresión, Catalina Botero.

 

La CIDH manifiesta su profunda preocupación por los problemas que han enfrentado algunos peticionarios y presuntas víctimas para obtener visas para ingresar a Estados Unidos, lo que les impidió participar en audiencias tal como estaba planificado. Esta situación se ha presentado en diversas oportunidades desde el año 2002. La Comisión ha hecho público este problema y se ha dirigido al Gobierno de Estados Unidos a fin de hacer gestiones para evitar que se repita el problema, a pesar de lo cual se volvió a presentar en este período de sesiones. Es absolutamente inaceptable que no se otorguen visas a las personas que desean acudir a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para presentar denuncias, ofrecer testimonios y peritajes, o defender sus casos. Esta situación tiene un impacto negativo muy grave sobre el cumplimiento del mandato de la CIDH de supervisar la situación de derechos humanos en las Américas.

 

En una audiencia celebrada en este período de sesiones, la Comisión recibió información muy grave sobre el alto número de secuestros de migrantes en tránsito en México, que ascendería en el año 2009 a 18.000 personas. Se indicó que las víctimas de estos secuestros son en su mayoría niños, niñas y mujeres, que frecuentemente sufren torturas y que se los secuestra para cobrar un rescate. La Relatoría sobre los Derechos de Trabajadores Migrantes y sus Familias expresó interés en conducir una visita in loco para investigar esta situación y observar las condiciones de los migrantes en tránsito por territorio mexicano.

 

Con respecto a la situacion en Haití, la Comisión recibió información preocupante sobre la situación de niños y niñas, mujeres, y personas con discapacidad, y sobre el acceso limitado a vivienda, alimentos y atención a la salud para la población haitiana, en especial desde el terremoto de enero de 2010. La Comisión Interamericana expresa su profunda preocupación por las dificultades que enfrenta el gobierno de Haití para dar satisfacción a las necesidades básicas y garantizar los derechos económicos y sociales de sus habitantes. Asimismo, la CIDH enfatiza la necesidad de que todos los actores involucrados en el manejo de la asistencia económica en el país promuevan mecanismos de coordinación, control y transparencia, ya que su ausencia tiene un grave impacto en la capacidad del Estado para cumplir con sus obligaciones en materia de derechos humanos.

 

Durante este período de sesiones la CIDH recibió asimismo información muy preocupante sobre el desplazamiento forzado de miles de personas, en particular pueblos indígenas, debido a la construcción de grandes proyectos de infraestructura y explotación de recursos naturales. Resulta especialmente alarmante que en muchos casos estos proyectos se ejecutan sin consulta previa a los pueblos indígenas afectados y sin medidas suficientes para proteger sus territorios ancestrales. La CIDH reitera que la Convención Americana obliga a los Estados a realizar consulta previa libre e informada destinada a obtener el consentimiento de los pueblos y comunidades indígenas potencialmente afectadas por los programas de desarrollo y los proyectos de inversión que se ejecuten en sus territorios.

 

La Comisión reitera su profunda preocupación por los ataques y el hostigamiento que defensoras y defensores de derechos humanos sufren en la región. En especial, durante este período de sesiones la CIDH recibió información sobre la gravedad de esta situación en Colombia, Guatemala, Perú y Venezuela. Por otra parte, la Comisión acoge con satisfacción el anuncio realizado por la Secretaría de Gobernación de México respecto a que se creará un mecanismo de protección de periodistas y defensores y defensoras de derechos humanos.

 

Asimismo, durante el 138 período ordinario de sesiones la CIDH reiteró al Estado de Nicaragua su solicitud de realizar una visita in loco al país para evaluar la situación de los derechos humanos.

 

La CIDH es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA), cuyo mandato surge de la Carta de la OEA y de la Convención Americana sobre Derechos Humanos. La Comisión Interamericana tiene el mandato de promover la observancia de los derechos humanos en la región y actúa como órgano consultivo de la OEA en la materia. La CIDH está integrada por siete miembros independientes que son elegidos por la Asamblea General de la OEA a título personal, y no representan sus países de origen o residencia.

 

Acompaña este comunicado un anexo, disponible en la página de la CIDH en Internet.

 

 

Enlaces útiles

Anexo de este comunicado

Carta de la CIDH al Consejo Permanente de la OEA

Directiva y Relatorías

Página del 138 Período de Sesiones

Videos y Grabaciones de Audio de las Audiencias Públicas

 

-

 

 

Lea este comunicado de prensa en inglés / Read this press release in English

 

Contacto de prensa: María Isabel Rivero
Tel. +1 (202) 458-3867
Correo electrónico: cidh-prensa@oas.org

 

Para suscribirse a la lista de distribución automática de comunicados de prensa de la CIDH, por favor ingrese su dirección de correo electrónico en el formulario de suscripción (pulse aquí).